¿Como reducir el riesgo de interes en las hipotecas?

| 16/01/2013 | 0 Comentarios

El mercado ofrece otros muchos productos diseñados para reducir el riesgo de interés en las hipotecas, es un tema muy importante en el cuál todos desean conocer la opción que deben elegir para disminuir el riesgo.

Aunque puedan recibir distintos nombres comerciales, los principales préstamos que debe tener en cuenta, son los siguientes:

¬ Préstamos mixtos: los primeros años (2, 3, 5) el tipo de interés es fijo. El resto de la vida del préstamo es variable.

¬ Préstamos con techo y suelo garantizado: son préstamos a tipo variable en los que están garantizados los tipos máximos y mínimos que se pueden aplicar durante toda la vida del préstamo.

¬ Variables de cuota fija: son préstamos variables en los que el alza o descenso de los tipos de interés se transforman en una prolongación o acortamiento del plazo de amortización, quedando invariable la cuota de amortización pactada. Normalmente en estos productos el número máximo de plazos está fijado asumiendo la entidad de crédito el riesgo de rebasamiento de los plazos prefijados en caso de que se produzcan.

Algunos préstamos hipotecarios permiten modificar periódicamente el importe de las cuotas y el plazo sin gastos adicionales para el consumidor. Otros permiten aplazar por un tiempo el pago de cuotas sin penalización en determinadas circunstancias previstas en el contrato.

Generalmente el tipo de interés efectivo de estos préstamos con distintos mecanismos de protección es ligeramente más alto que el de los variables sin protección y más bajo que el de los fijos.

Sin duda, son muchas las variantes cualitativas de los préstamos que usted debe tomar en consideración antes de decidirse. Deberá estudiar cuidadosamente las alternativas y elija la que más le convenga.

Cobertura del riesgo de interés:

También existen en el mercado productos destinados específicamente a cubrir el riesgo de interés, de manera que si los intereses del préstamo rebasan un determinado nivel es el instrumento contratando el que cubre el exceso.

Se pueden contratar tanto al formalizar el préstamo como para préstamos ya vivos y pueden cubrir toda o parte de la vida del préstamo. El precio de estos instrumentos varía en función del techo de tipos que se quiera cubrir, el plazo por el que se quiera asegurar el riesgo y evidentemente, el importe del préstamo.

Estos productos se pueden contratar con la misma entidad con la que se suscribe el préstamo como con otra diferente. Si usted contrata un préstamo a tipo variable infórmese sobre estos productos.

A tener en cuenta…

Lo importante de un préstamo hipotecario variable no es el tipo de interés inicial, que rige el primer año más o menos, sino el índice de referencia, y el diferencial que se le aplica (por disposiciones legales). De ello dependerán las cuotas de los quince, veinte o veinticinco años siguientes del préstamo

Los índices de referencia no son más o menos “caros“, porque el tipo que se aplica a los préstamos es el resultado de adicionar algebraicamente al valor del índice (redondeado cuando proceda) el diferencial pactado. Dada la interdependencia y conexión entre todos los mercados financieros, la correlación estadística entre los distintos índices oficiales es, en el largo plazo, perfecta y tiende a uno.

Tags:

Categoría: Guía hipotecaria, Hipotecas, Hipotecas a Interés Fijo, Hipotecas a Interés Mixto, Hipotecas a Interés Variable

Deja un comentario


Logo FinancialRed